A+ A A-

El pecado no se limpia con agua

Ni el jabón, ni la lejía, ni la religión, ni las buenas obras, ni los velones, ni las misas, ni las horas santas, ni los ¨"rezos", ni la asistencia a iglesias y/o catedrales y/o basílicas y mucho menos el "pasar" por sus "puertas"; ni los "santos óleos", ni el bautismo, ni los santos apóstoles, ni la virgen, ni las penitencias, ni las "promesas", ni los crucifijos, ni una Biblia o Nuevo Testamento en la cartera o en el interior de la caja fúnebre, ni las "indulgencias", ni la bendición "papal", ni los "resguardos", ni las "buenas obras", ni guardar los "días", ni el "vudú", ni la teología, ni siquiera la llamada "agua bendita", tienen poder para limpiar el pecado; pues está escrito:

"Aunque te laves con lejía; y amontones jabón sobre ti, la mancha de tu pecado permanecerá aún delante de mí, dijo Jehová el Señor". (Jeremías 2:22).

"Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús, Señor Nuestro". (Romanos 6:23).

Más El, herido fue por nuestras rebeliones molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre El por Su llaga fuimos todos curados. Todos nosotros nos descarriamos como ovejas, cada cual se apartó por su camino; mas Jehová cargó en El, el pecado de todos nosotros". (Isabías 53:5-6).

"Y por todos murió, para los que vivían, ya no vivan para sí, si para aquel que murió y resucitó por ellos". (2 Corintios 5:15).

"Quien llevó El mismo nuestros pecados en su cuerpo sobre el madero, para que nosotros estando muertos a los pecados, vivimos a la justicia; por cuya herida fuiste sanados". (1 Pedro 2:24).

"...si andamos en su luz, como El está en luz, tenemos comunión unos con otros. Y la sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado; si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos, y la verdad no estás en nosotros. Si confesamos nuestros pecados, El es fiel y justo para perdonar nuestros pecados y limpiarnos de toda maldad". (1 Juan 1:7-9).

"El que cree en el Hijo tiene vida eterna; pero el que rehúsa creer en el Hijo no verá la vida, sino que la ira de Dios está sobre él". (Juan 3:36).
"Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en El cree, no se pierda más tenga vida eterna" (Juan 3:16).

"..al que nos amó, y nos lavó de nuestros pecados con su sangre, y nos hizo reyes y sacerdotes para Dios, su Padre, a El sea gloria e imperio por los siglos de los siglos. Amén (Apocalipsis 1:5-6).

"Palabra fiel y digna de ser recibida por todos. Que Cristo Jesús vino al mundo para salvar a los pecadores, de los cuales yo soy el primero". (1 Timoteo 1:15).
"Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro hombre bajo el cielo, dado a los hombres, en que podamos ser salvos". (Hechos 4:12).

"Así que arrepentíos y convertíos, para que sean borrados nuestros pecados; para que vengan de la presencia del Señor tiempos de refrigerios, y El envíe a Jesucristo, que os fue antes anunciado". (Hechos 3:19-20).

¡Jesucristo te salva, búscalo hoy!

jesus-camino-cielo

banca-la-super-grande

Banner Astrapu

zaglul-banner-higuamo

banner-tu-casa-del-este

contactos higuamo
Periódico El Higuamo